Zanon: 20 Años de la enorme Lucha Ceramista – La salida sigue siendo la Estatización de toda la industria ceramista, bajo control obrero colectivo

El primero de octubre se cumplieron 20 años de la histórica lucha ceramista. Desde el POR saludamos esta gran experiencia obrera de puesta en producción de una fábrica abandonada por la patronal de Zanón. Se trata de un baluarte para la clase obrera de cómo enfrentar a las patronales frente al cierre de fábricas y despidos. La lucha ceramista se transformó en una referencia nacional de unidad y acción directa para defender los puestos de trabajo y la disputa por la propiedad de la fábrica. Fueron la organización desde las bases, la lucha contra la burocracia sindical, la asamblea como espacio de resolución los métodos que adoptaron los ceramistas en un contexto de crisis social y de gran desocupación.

La experiencia ceramista se dio en medio de la crisis del 2001, fue un momento de cuestionamiento a las instituciones del Estado. Los obreros evidenciaron mediante la organización unitaria y la movilización que la Justicia y las distintas instituciones del Estado cerraron filas con la patronal de Zanón. Buscaron apoyo en las organizaciones sociales, en los partidos de izquierda, en los sindicatos, las organizaciones de derechos humanos, en Madres de Plaza de Mayo. Junto a todas ellas confluyeron en la Coordinadora del Alto Valle. Bajo la consigna “Zanon es del Pueblo” se disputó a la patronal la propiedad de la fábrica, en los portones, movilizados con piquete y el apoyo de la comunidad, así comenzó a andar nuevamente la fábrica. ¡Qué enorme experiencia guarda la región de unidad y de lucha!

La lucha ceramista tiene diversos puntos de vista para analizar, en pos de revitalizar una forma de enfrentar el programa de ajuste de las patronales y el Gobierno. Destacamos la fortaleza y tenacidad de los obreros y obras para sostener la producción en un contexto muy adverso. El kirchnerismo aprobó la ley de quiebras impulsada por el imperialismo, desligándose de la responsabilidad de las fábricas recuperadas. Las cooperativas demostraron que no son la respuesta de la clase obrera a la crisis capitalista, y evidenciaron la política del peronismo y del MPN en el gobierno de la provincia de abandono y ataque constante.

Hoy Zanon se encuentra en una situación crítica, sin embargo continúa siendo una referencia de lucha y unidad para los trabajadores. La lucha por la renovación tecnológica, está ligada a la lucha por la estatización de la industria ceramista bajo control obrero. La renovación de la maquinaria debe estar asociada a un plan de emergencia nacional, para la resolución de la crisis habitacional, la creación de hospitales y escuelas. La unidad para conquistar la defensa de las cerámicas (Zanón, Neuquén, Stefani) está ligada a la lucha por la vivienda, el trabajo, la educación y la salud.

Desde el POR saludamos a los obreros por estos 20 años de lucha, de solidaridad de clase, al Sindicato Ceramista que ha logrado mantener en pie espacios de debate y coordinación como las multisectoriales tan importante para que los sectores combativos y anti burocráticos nos organicemos para enfrentar el ajuste y la represión de los diferentes gobiernos. Nuestro compromiso en la defensa de la fábrica, de los puestos de trabajo sigue en pie como el primer día.

La experiencia ceramista debe ser asimilada por toda la clase, con sus aciertos y sus errores, como parte de su patrimonio político para la lucha revolucionaria contra la burguesía.

 

(nota de MASAS nº403)

Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *