Campaña por el desprocesamiento del dirigente boliviano Rodrigo Echalar

Te solicitamos que sumes tu firma en esta campaña internacional: https://fb.watch/hfDkBfrOMs/

Compartimos el video:

Mi nombre es Rodrigo Echala Moroz, soy militante del POR en Bolivia, soy secretario de relaciones de la Central Obrera Departamental y exdirigente del Comité Cívico de Chuquisaca, estoy sufriendo una persecución política en este momento, se me está iniciando un proceso penal por parte del Movimiento al Socialismo, que en este momento está en el gobierno de Bolivia acusándome de varios delitos Como el tema de sedición, de ir contra las autoridades electas en el país, por haberme arrogado la representación del pueblo y otras cuestiones que han denunciado públicamente los portavoces del MAS en Chuquisaca

Nosotros queremos denunciar que en realidad este ataque político que estamos sufriendo es un ataque contra las ideas que nosotros representamos dentro de la clase obrera. Nosotros levantamos las banderas de la independencia política que para nosotros significa independencia frente a gobierno de turno y frente a la clase oponiendo a la política de esta clase, las banderas y la política de la clase obrera.

El gobierno del MAS teme que nuevamente se reactiven grandes movilizaciones en contra del gobierno precisamente porque no está sabiendo responder a las necesidades urgentes y concretas de los diferentes sectores en Bolivia, día que pasan, surgen nuevas movilizaciones que chocan contra la política general del gobierno que no es otra de destruir las conquistas laborales de los trabajadores que no es otra continuar con el entreguismo de nuestros recursos naturales a las grandes empresas transnacionales y de aplicar a fondo pues políticas antipopulares.

En ese sentido el gobierno sabe que va a haber rebeliones, sabe que va a haber movilizaciones que se van a ir agigantando y se van a ir generalizando y es por eso que ha acentuado sus rasgos represivos y está pues reprimiendo duramente cualquier sector contestatario e independiente de su control. En esa medida en Chuquisaca encuentra en la COD a una piedra en su zapato porque esta dirección no está alineada al resto de la burocracia sindical que está controlada por la Central Obrera Boliviana ni tampoco está alineada al control político del MAS y el gobierno está utilizando como forma de ataque como pretexto y justificación el querer mezclar las reivindicaciones populares con una supuesta teoría del golpe de estado.

 El gobierno como un fantasma el tema del golpe de estado acusando a cualquier rebelión popular a cualquier reclamo legítimo de las bases de estar financiado por la derecha el 2019 nosotros hemos reivindicado banderas diferentes a los de la oposición de la vieja derecha al MAS. Ha habido mucho descontento popular en ese momento, muchos sectores que se han movilizado contra un mal gobierno que no es otra cosa que un gobierno burgués y en esa nosotros hemos planteado por ejemplo desde Chuquisaca, la recuperación de los recursos naturales de mano de las transnacionales, hemos reivindicado el derecho a la salud y a la educación gratuitos, financiados por el estado hemos reivindicado la estabilidad laboral y los derechos de los trabajadores hemos reivindicado también la autodeterminación de las naciones indígenas.

Estas banderas han sido totalmente diferentes a las banderas de la derecha que solamente han querido cabalgar sobre el descontento para llegar al poder y en los hechos gobernar igual que ha gobernado el MAS todos esos catorce años en esa medida nosotros no teníamos nada que ver con esta derecha oportunista, es más, en Chuquisaca los hemos combatido al punto tal de que toda la clase dominante junto a su prensa han tenido que combatirnos y pues liquidarnos de la dirección del movimiento popular a nivel nacional y la misma prensa burguesa ha reconocido que en el país habían tendencias que estaban dirigiendo las movilizaciones en 2019.

Nosotros, hemos tenido la debilidad de no estar acompañados por la clase obrera puesta en pie con sus propias banderas. La ausencia de la clase obrera como dirección política ha significado en los hechos que finalmente la clase media se incline hacia posiciones derechistas que han terminado encumbrando al gobierno de Jeanine Áñez.

Nosotros, desde el banquillo de los acusados, queremos acusar a este gobierno de que en los hechos está llevando a la práctica todas las políticas de la vieja derecha bajo un ropaje de supuesto izquierdismo de supuesto socialismo en los hechos está manteniendo la banderas de la burguesía y del imperialismo y en esa medida corresponde más bien a los sectores de los trabajadores, a los sectores populares en el país juzgar a este gobierno y ajustar cuentas con él nuevamente. En ese nos encontramos en Bolivia y bueno, creemos que el ataque que estamos sufriendo, en realidad, es un ataque al derecho a la protesta, al derecho a la movilización, se está atacando además, el fuero sindical de los dirigentes, y se está queriendo de esta manera anular la posibilidad de que nosotros podamos defender nuestros derechos en el futuro inmediato.

El proceso penal en mi contra en este momento ya ha sido admitido por la fiscalía lo conocemos nosotros a través de las declaraciones oficiales que han hecho la gente del MAS en Chuquisaca, lo han presentado públicamente, una conferencia de prensa además y bueno nosotros como revolucionarios hemos respondido, como sabemos, recurriendo a la acción directa, hemos organizado una marcha de protesta en Chuquisaca y se han sumado los sectores de trabajadores, el sector del magisterio que han salido multitudinariamente a las calles. Entienden que es una persecución contra sus organizaciones y su dirección.

Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *