Homenaje a Guillermo Lora y sus obras completas

Un día como hoy, 25 de julio de 1925 nacía Guillermo Lora, fecha que posteriormente coincidió con la salida del Primer tomo de las Obras Completas, un hito importante para evocar su vida y su obra

La llegada al público del primer tomo de sus Obras Completas se produjo un 23 de julio del año 1994. Las mismas que están compiladas en 70 tomos, es la obra de toda su vida reproducida en letras de molde, allí está el revolucionario que volcó su experiencia en estas páginas que entrelazan su quehacer mismo con la vida del país, con la vida de las masas y específicamente con la vida del proletariado boliviano.

Guillermo, al editar sus Obras Completas, en realidad, entregó algo así como su autobiografía, su vida misma, en estas líneas están, tanto el transcurrir de parte de la historia del país con connotación especial en las luchas y las inquietudes de las grandes mayorías desposeídas y, por supuesto, el caudillo de las mismas, el proletariado; como la actividad del revolucionario integrado a las mismas.

Ya que de sus líneas emerge Guillermo, el hombre de las letras, el panfletario, el escritor militante, el luchador incansable, es decir el revolucionario profesional.

Guillermo quien se yergue en el escenario boliviano en el cuarto decenio del siglo XX, cuando, con la famosa Tesis de Pulacayo el instinto del proletariado se transformaba en conciencia, hecho que exigía a gritos el cambio de la estructura social del país, ya que al ser el desarrollo de las fuerzas productivas las que determinan la necesidad de los cambios en las relaciones sociales de los hombres, fue Guillermo quien encajó como uno de los elementos más aptos de contribuir a satisfacer esa necesidad, y dar la perspectiva certera, ya que por su talento y cualidades encarnaba mejor que los demás las necesidades sociales de la época, por estar dotado de características que le hacían más capaz de servir a las grandes exigencias del momento, veía más lejos que otros y deseaba más fuertemente que los demás. Y esta importancia es colosal y esta fuerza es tremenda.

Bolivia, a pesar de su dramático atraso, pudo presentarse ante el mundo con una fisonomía propia, influenciada por esta actividad tanto teórica, como práctica, al lograr formar una organización, su Partido, que se moviera alrededor de estas ideas y de su propia experiencia.

Para comprender mejor lo que trasunta este conjunto de escritos es oportuno releer con atención la introducción de las OOCC, que en pocas líneas resume lo fundamental de estos escritos:

“Introducción

IMPORTANCIA DEL TROTSKYSMO DENTRO DE LA HISTORIA

Y DE LA LUCHA DE CLASES DE BOLIVIA

“El equipo de redacción de la Editorial La Colmena de La Paz (Bolivia) cree necesaria la publicación en volúmenes sucesivos de los escritos del revolucionario bolchevique Guillermo Lora por las siguientes razones:

“1.- Constituyen testimonios escritos, independientemente del valor que se les asigna en la polémica cotidiana, del desarrollo y superación de las luchas sociales y políticas del país, en fin de su historia y de su cultura.

“2.- Es material de importancia en la formación del trotskysmo en el país, de la manera en que usó el método del materialismo histórico para conocer la realidad del país, a las clases sociales y su peculiar mecánica, vale decir, para revelar las leyes objetivas del desarrollo y transformación de la sociedad boliviana. Si se quiere revolucionar al país, resolver la contradicción fundamental que se da en su estructura económica, hay que actuar sobre él para revolucionarlo, es en esta medida en que se ha ido transformando el POR. Los escritos de Lora tienen importancia para conocer la transformación del programa inicial del POR y del elaborado en 1938. La enunciación de la finalidad estratégica (revolución y dictadura proletarias), como era de esperarse, no vio la luz totalmente elaborada, predominaba la confusión, expresando así la polémica que tenía lugar continentalmente acerca del carácter de la revolución en los países considerados atrasados.

“3.- En el país no existía tradición en materia organizativa. El trotskymo aparece tarde, fuertemente influenciado por movimientos similares que ya tenían su historia, por ejemplo, en Chile, Argentina, etc. Los revolucionarios altiplánicos, usando como manual el «Qué hacer» de Lenin, tuvieron que descubrir el funcionamiento de la célula como la organización de los militantes de los lugares de trabajo, etc, y la manera de utilizarla como instrumento para la penetración al seno de las masas.

“La actividad en el caldero de la lucha de clases convirtió a los poristas en buenos organizadores, cuyos logros se concretizaron en su concepción del revolucionario profesional como un cuadro-organizador.

“En las páginas que van a leerse hay testimonios sobre estos temas y que explican por qué el POR ha podido convertirse en una alta expresión de la teoría marxista del partido.

En Bolivia la «izquierda» se agota entrampada en el electoralismo menudo, pese a que en el país está ausente la democracia formal. Es una tradición el armar partidos como si fueran enormes bolsones electorales y para hacerlo se echa mano de todos los recursos, incluidos los más corruptos. Menudean los acuerdos coyunturales, al margen de un programa claro, y todo se reduce a la repartija de candidaturas y las discusiones se limitan a disputar los lugares de preferencia, etc. Es en este ambiente que el POR ha tenido el coraje de batallar para poner en pie un partido revolucionario bolchevique de revolucionarios profesionales. El objetivo de la larga lucha librada ha sido el lograr la organización política de la vanguardia de la clase obrera y la atracción de los mejores elementos de los sectores de la clase media, de la inteligencia, del campesinado, etc.

“Este partido revolucionario y de estructura bolchevique, es deliberadamente minoritario con referencia al grueso de la clase obrera y a las otras clases sociales numéricamente mayores, altamente centralizado y con capacidad para desarrollar simultáneamente actividades al amparo de las libertades democráticas y clandestinas, que resultan obligadas dado su carácter de organización en rebelión contra el orden social establecido. La polémica librada al respecto es por demás ilustrativa.

“4.- Las «Obras Completas» mostrarán las grandes contribuciones del trotskysmo a la historia boliviana y al desarrollo de la lucha de clases, que en apretada síntesis es la siguiente:

“a) La transformación de la clase obrera boliviana en sí en clase para sí o consciente.

“b) El análisis de la revolución estrangulada de 1952 y el papel jugado por el nacionalismo de contenido burgués representado por el MNR. El POR señaló que el MNR, que debutó como portaestandarte de la liberación nacional, estaba condenado a concluir de rodillas ante el imperialismo.

“c) El trotskysmo logró que el Comando Político del Pueblo y de la COB se trocase en órgano de poder de las masas, marco para el desarrollo de la perspectiva de la conquista del poder político por los explotados.”

Es de la comprensión de esta colosal obra que podemos decir con fuerza que Guillermo vive, vive en estas páginas, vive en nuestras luchas, vive consubstanciado en el sentir y las aspiraciones de los que luchan por un trozo más de pan.

¡¡¡Viva Guillermo Lora!!!

¡¡¡Viva el POR!!!

¡¡¡Viva el CERCI!!!

Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *