El litio debe ser utilizado para desarrollar la industria nacional

La política del gobierno es avanzar con la exportación de productos primarios para que ingresen más dólares para ver si algún día logran retenerlos para poder pagar las cuentas fraudulentas con el FMI y los acreedores externos.

La minería debe ser estatizada y colocada al servicio de la industrialización del país.

Livent Lithium, del Proyecto Fénix, es investigada por subfacturar sus exportaciones, comparando los precios declarados con los precios del mercado internacional. De esta forma declara menos ingresos paga menos impuestos, ingresa menos divisas al país por sus exportaciones.

En base a una auditoría realizada por la Agencia Recaudadora de Catamarca se solicitó a la AFIP que la Dirección General de Aduanas brinde informe sobre la minera Livent Lithium, que opera en el Salar del Hombre Muerto, departamento Antofagasta de la Sierra, su actividad y el registro de la misma, cuántas toneladas de litio se exportaron en forma mensual, en qué estado de producción se realizó la exportación, cuál era la calidad del producto y a qué valor la tonelada, en sus distintas variantes.

Pide también copias de la “Declaración de Destinación de Exportación”, permisos de embarque, despachos y toda documentación que certifique las operaciones de exportación, copias de los informes del valor en aduana y base imponible sobre los que se calcularon los impuestos a la exportación de litio. Y, además, las “hojas de ruta” en donde conste las cargas de litio, el medio de transporte utilizado hasta la aduana, los permisos de embarque, las rutas utilizadas y el plazo del recorrido desde la carga del embarque hasta la aduana de salida.

Livent desde hace más de 20 años extrae litio en Catamarca y tiene su casa matriz en EE.UU., y se lo vendió a sí misma por un valor mínimo. El diario El Ancasti, informa que la auditoría de ARCA señala que el litio de Catamarca fue subfacturado en un precio 8 veces menor, en comparación con Jujuy. Livent declaró un precio de U$S 6,41 el kilo de litio el 30 de abril de 2021, mientras que Jujuy había declarado el 21 de abril el kilo de litio en U$S 54,07.

Ante la denuncia, Livent realizó la presentación de “declaraciones juradas rectificativas” y abonará $127 millones por “ajuste en el cálculo de regalías”. Está claro que no fue un error.

Se acaba de establecer el valor de referencia para las exportaciones de carbonato de litio, con un precio testigo de u$s 53 dólares el kilo. A diferencia de otros minerales, el litio no es un commodity con un precio uniforme a nivel internacional.

Un informe internacional señala que los precios de las exportaciones de Argentina y Chile son muy inferiores a los precios de mercado reportados en cada año, observándose diferencias promedio de un 58% en Argentina y un 21% en Chile. Es un indicador de que los precios de venta a las empresas socias o a sus casas matrices se subfactura. Es un indicador también de la falta de controles en nuestros países sobre las cantidades que se exportan y los precios que se declaran.

Según “Ámbito Financiero” las acciones de las mineras transnacionales cayeron porque quedó al desnudo esta maniobra, que obligó al gobierno a establecer precios de referencia para las exportaciones. Las multinacionales mineras se enojan con Livent, a nivel internacional, porque fue demasiado evidente su maniobra y dejó a todos al descubierto, obligando a la intervención del Estado. Es un sector que pretende sextuplicar la producción en los próximos 5 años. Argentina es el cuarto productor de litio a nivel mundial, y el segundo en cantidad de recursos. En este momento hay 6 proyectos en etapa de construcción para entrar en operación.

Esta denuncia confirma por qué el comercio exterior debe ser estatizado, para terminar con el saqueo de nuestros recursos. Las mineras deben ser nacionalizadas. ¿Cómo es posible que habiendo robado durante años sigan con licencia para producir y exportar? Sólo se explica por complicidad y corrupción de los gobiernos entreguistas. Los recursos mineros no son infinitos, no se debe permitir su exportación sin elaborar, deben ser aplicados para el desarrollo de la industria nacional. Las fábricas de baterías deben instalarse en el país y exportar productos elaborados. El Gobierno celebra 100 años de la creación de YPF, ¡cuánta hipocresía! ¡cuánta burla! Para hacer exactamente lo contrario.

 

(nota de MASAS nº416)

Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *